CÓMO USAR EL TENS EN CASA

USO DOMÉSTICO DEL TENS

TENS (electroestimulación nerviosa transcutánea) consiste en un método de tratamiento por electro estimulación que hace posible el alivio del dolor sin necesidad de recurrir a medicamentos. El modo de acción de este método tiene como base la teoría de la compuerta propuesta por Melzack y Wall.

Según esta teoría, los impulsos eléctricos, generados por un aparato TENS, se transmiten por medio de electrodos a la piel, haciendo efecto sobre la zona del cuerpo afectada, estos bloquean las vías nerviosas que se encuentran bajo la piel y evitan así que se produzca el envío de las señales de dolor al cerebro.

Gracias a la estimulación nerviosa los dolores en la zona del cuerpo afectada disminuyen y la persona afectada por estos, podrá prescindir parcial o totalmente de medicamentos analgésicos complementarios.

APLICACIONES/TIPOS DE TRATAMIENTOS CON EL TENS:

DOLOR:

En la práctica es necesario hacer distinción entre dolores agudos y dolores crónicos. Y en ambos casos el tratamiento con TENS puede ser realmente eficaz.

En el caso de dolores agudos, aplíquelo varias veces al día si es necesario y sentirá como un agradable hormigueo. Si las molestias reaparecen, vuelva a aplicar TENS de nuevo.

En el caso de dolores crónicos, TENS puede ser igual de efectivo y lograr un efecto analgésico y relajante. La duración recomendada del tratamiento debería ser de entre 30 y 40 minutos tanto en el caso de dolores agudos como crónicos; en caso necesario, la duración puede ser algo mayor.

POTENCIACIÓN:

La estimulación nerviosa transcutánea está asociada a la estimulación muscular eléctrica (EMS). El tratamiento mediante EMS resulta especialmente efectivo para el entrenamiento de músculos individuales y es una alternativa al entrenamiento de fuerza que se realiza en el gimnasio. El tratamiento con EMS se utiliza a menudo como complemento de TENS para, además de tratar el dolor, combatir de forma activa las causas de este, que se asocian con frecuencia a un debilitamiento de la musculatura.

Ejemplos concretos de uso del TENS

  • Dolores de espalda: En concreto, aquellos que cuyo origen es una hernia de disco causada por un trabajo físico pesado o una mala postura de asiento durante el trabajo en la oficina.
  • Artrosis y dolor en las articulaciones: El dolor que se origina por desgaste de las articulaciones puede provocar, entre otros, dolor en la rodilla o en el hombro, por suerte, puede tratarse con estimulación eléctrica.
  • Artritis reumatoide: También en aquellos casos en los que las articulaciones están inflamadas, la corriente de estimulación con TENS puede causar un efecto analgésico.
  • Dolores menstruales: ¿Qué pensaría si le dijésemos que es posible aliviar los síntomas menstruales con TENS haciendo así que el período mensual no resultase tan molesto?
  • Dolores en la muñeca o en los dedos: La terapia con estimulación nerviosa transcutánea puede ayudar también para el dolor en las manos, por ejemplo, si lleva años trabajando sobre un escritorio.
  • Efecto relajante para la cefalea tensional: Si los músculos del cuello o la espalda están tensos, esa tensión puede traducirse en un dolor de cabeza más intenso. Olvídese de los analgésicos contra el dolor de cabeza y pruebe la estimulación eléctrica para aliviar los músculos que están tensos e identificar la causa de esta tensión.

La correcta colocación de los electrodos es una parte fundamental del tratamiento, además es importante para prevenir posibles efectos secundarios.(VER DIBUJO)

 

Ventajas del TENS

  • TENS apenas provoca efectos secundarios: A diferencia del uso de medicamentos, el tratamiento del dolor con un electroestimulador TENS no provoca por lo general ningún efecto secundario.
  • Alivio del dolor inmediato: En ocasiones sucede que sentimos dolor y no podemos esperar hasta la visita con el médico. Si disponemos de un electroestimulador TENS podemos aplicar el tratamiento con estimulación nerviosa desde nuestra casa. El efecto es inmediato.
  • Efecto más intenso: A la mayoría de usuarios les sorprende el funcionamiento de la terapia con TENS y corroboran sus enormes ventajas tanto para el tratamiento del dolor como para la relajación muscular. Por supuesto, esto no garantiza que TENS tenga los mismos efectos positivos para todos los usuarios.
  • Puede combinarse: No se preocupe si se le hace imposible vivir sin medicación, especialmente si padece dolores crónicos. Los tratamientos con TENS pueden combinarse sin ningún problema con terapias farmacológicas para ofrecer una excelente respuesta de tratamiento sin que ello aumente el riesgo de efectos secundarios.
  • No se requieren conocimientos previos: No se requiere ningún conocimiento previo para utilizar un electroestimulador TENS en casa.

Riesgos y efectos secundarios del uso del TENS

  • El tratamiento contra el dolor con TENS suele ser una terapia segura y sin apenas efectos secundarios.
  • La correcta colocación de los electrodos es una parte fundamental del tratamiento, además es importante para prevenir posibles efectos secundarios.
  • Sí cabe destacar, sin embargo, que es posible que el cuerpo se acostumbre al tratamiento y este pueda perder algo de efectividad con el tiempo. No se preocupe por ello, una opción es utilizar el tratamiento con parámetros diferentes o cambiando los programas. De este modo, podrá evitar el efecto de habituación al tratamiento.
  • Asimismo, cabe mencionar que el tratamiento podría causar irritación en la piel de los usuarios que tenga un tipo de piel sensible. Esto ocurre sobre todo cuando se hace un uso demasiado prolongado en la misma zona de la piel, y es el efecto secundario más común. No es grave y la piel vuelve enseguida a su estado normal.

 

Contraindicaciones:

  • Las personas que llevan marcapasos no pueden utilizar estimulación eléctrica.
  • No utilice TENS si padece enfermedades cutáneas, arritmia cardíaca o epilepsia.
  • Si está embarazada, solo puede utilizar el tratamiento con estimulación eléctrica bajo supervisión médica.
  • Si padece cáncer, el tratamiento estará sujeto a prescripción médica.
  • Las personas con implantes metálicos, entre los que se incluye el DIU, deben consultar a su médico antes de iniciar el tratamiento.

Si estás interesado en adquirir un TENS te recomendamos La Casa del Fisio donde podrás encontrar los mejores precios y el asesoramiento necesario.

Clínica Rozalén

 

No hay comentarios.

Leave a Reply

Mensaje

Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com